LÁMPARA TRISTE

"Tristeza", es la palabra que viene a mi mente. ¿Por qué? Veo una lámpara sin su genio. Intuyo un genio sin su lámpara.

Posted on 09:43 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

EXPERIMENTOS NAZIS CON VENENO


Entre 1943 y 1944 se realizaron experimentos en el campo de concentración de Buchenwald para investigar los efectos de varios tipos de venenos en los seres humanos. Los venenos fueron administrados secretamente a los sujetos experimentales en su ración de comida. Morían.
Hacia fines de 1944, algunos sujetos experimentales recibieron los impactos de balas envenenadas.
Posted on 09:41 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 4 Comments »

EXPERIMENTOS NAZIS SOBRE EL TIFO

Fueron realizados en los campos de Buchenwald y Natzweiler desde 1941 hasta 1945. Los nazis investigaban la eficacia de algunas vacunas experimentales. En Buchenwald, numerosos reclusos sanos fueron infectados deliberadamente con la bacteria del tifo, por lo que más de un noventa por ciento de ellos murió como resultado. Otros reclusos sanos fueron usados para probar la eficacia de diversas vacunas.
En el curso de estos experimentos, varios sujetos seleccionados fueron vacunados con alguna de las vacunas o alimentados con alguna de las sustancias químicas para después ser infectados con bacterias de tifo. Otros fueron infectados sin ninguna protección previa con el objetivo de probar la eficacia de las vacunas.
Cientos de personas murieron.
También se realizaron experimentos con fiebre amarilla, viruela, cólera y difteria.
Posted on 09:38 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

ME CANSO

Me canso
De mí mismo.
Me canso
De mis ladridos de perro viejo,
De mi cuerpo
Mancillado
Por tantos besos que no fueron,
Por tanto alimento que dejó de ser,
Por tanto abono.
Posted on 09:36 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

MULTIPLICAR ES UN ARTE

La representación de un elemento formado por la multiplicación de ese mismo elemento era una idea común en la Edad Media. Al círculo formado por numerosos círculos del Calendario de Suabia corresponde el canto XVIII del Paraíso en la Comedia.
Para Leibniz (Monadología, 1714) el universo está conformado por pequeños universos.
“El remoto rey de los pájaros, el Simurg, deja caer en el centro de China una pluma espléndida, los pájaros resuelven buscarlos, hartos de su presente anarquía. Saben que el nombre de su rey quiere decir `treinta pájaros´; saben que su alcázar está en el Kaf, la montaña o cordillera circular que rodea la tierra. (...) Acometen al fin la desesperada aventura... Muchos peregrinos desertan; otros mueren en la travesía. Treinta, purificados por sus trabajos, pisan la montaña del Simurg. Lo contemplan al fin: perciben que ellos son el Simurg, y que el Simurg es cada uno de ellos y todos ellos” (Borges, Obras completas, 1997, t. IV, p.695). La invención le pertenece a Farid Al-Din Attar, persa sufí que antecedió a Dante un siglo. También es el Libro de la Escala se una imagen análoga. En el capítulo LXXIII Muhammad contempla una bestia gigantesca –cercana a nuestro concepto de lo infinito, pero sin serlo-: “La bestia tiene treinta mil bocas, cada boca treinta mil dientes, que están treinta mil veces más afilados que la espada más afilada que pudiera encontrarse en este mundo. En cada uno de sus labios, un anillo grandísimo de hierro con una cadena también muy larga.” Si tratamos de imaginarla, las bocas se hacen una boca, los horrores un horror. Es una imagen a la inversa de las que nos ofrecen Attar y Dante; ello, debido a la infinitud sugerida por los altos números utilizados en la descripción de la bestia y que no compaginan con nuestra materialidad, palpabilidad y finitud.
Posted on 09:32 by Musa Ammar Majad and filed under , , , , | 0 Comments »

PARADISE NOW




Sucedió en el año 2006. La Academia de Hollywood colocaba a la película "Paradise Now" como candidata al premio a la mejor película extranjera, en representación de Palestina. Así figuraba en la web oficial de los Oscar.
"Paradise Now" reclama el derecho a existir, no en un soporte físico, el cual ya poseía, sino en el imaginario colectivo mundial, contraponiéndose a las campañas de descrédito fomentadas por el gobierno israelí y diversas organizaciones judías norteamericanas.
La película fue presentada cuando se anunciaron las nominaciones como candidata a mejor película extranjera en representación de Palestina, sin que la Academia no tomara una decisión definitiva sobre si sería identificada como procedente de la Autoridad Palestina o de los territorios palestinos.
La campaña fue algo personal para los judíos. Gran número de ellos se sumaron al indudable boicot. Inclusive se buscaron las firmas de familiares de víctimas de atentados para una carta que exigía a la Academia que retirara "Paradise Now" de la lista de candidatas.
A ello también se sumó la prensa hebrea, la cual puso en marcha distintas matrices para desacreditar la película. Una de ellas supuestamente informaba a los miembros de la Academia de los errores de la producción; entre ellos, y según The Jerusalem Post, "humanizar a asesinos de masas".
Los que se oponían a la publicidad de la película tenían un secreto propósito: evitar a toda costa que la gente conociera una realidad que, a diario, los grandes medios de comunicación, movidos por distintos intereses, ocultan. Para ellos, los palestinos, sencillamente, no existen. No será una película la que devuelva una patria a los palestinos, pero, de seguro, las miradas honestas que tratan de comprender el drama de seres humanos que están siendo exterminados han de ayudar a que el conocimiento de la tragedia se profundice en Occidente.
Posted on 09:03 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

LOS ESPERMATOZOIDES TAMBIÉN SE SUICIDAN


Posted on 09:02 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

LOS MUÑECOS DE NIEVE TAMBIÉN SE SUICIDAN

Posted on 09:01 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

TRADUCCIONES DE LA DIVINA COMEDIA


Ya en el siglo XV, muchas ciudades italianas habían creado agrupaciones de especialistas dedicadas al estudio de la Divina Comedia. Durante los siglos que siguieron a la invención de la imprenta, aparecieron más de cuatrocientas ediciones distintas sólo en Italia. La epopeya dantesca ha inspirado, además, a numerosos artistas, hasta el punto de que han aparecido ediciones ilustradas por los maestros italianos del renacimiento Sandro Botticelli (1445-1510) y Miguel Angel (1475-1564), por los artistas ingleses John Flaxman (1755-1826) y William Blake (1757-1827), y por el ilustrador francés Gustave Doré (1832-1883). El compositor italiano Gioacchino Antonio Rossini (1792-1868) y el alemán Robert Schumann (1810-1856) pusieron música a algunos fragmentos del poema, y el húngaro Franz Liszt (1811-1886) se inspiró en él para componer una sinfonía. La Divina Comedia ha sido traducida a más de veinticinco idiomas. La primera edición en castellano fue la de Enrique de Villena, a principios del siglo XV, hoy perdida. De mil cuatrocientos veintinueve data una versión catalana, en verso, de Andreu Febrer, y en mil quinientos cincuenta y cinco Pedro Fernández de Villegas tradujo el Infierno. Entre las versiones modernas al castellano destacan la de Cayetano Rosell (1871-1872); en verso, y muy difundida en su época fue la del conde de Cheste (1879) y la del presidente argentino Bartolomé Mitre (1894), también en verso.
Posted on 08:57 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 5 Comments »

LLAMAS

Fotografía de Namir Noor-Elden. Divulgada por Reuters. Tomada en Bagdad, el 15 de marzo de 2007, luego de una explosión. Las víctimas se alejan de las llamas. ¿En verdad lo hacen?

Posted on 08:41 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

¿ASÍ DE FÁCIL?


Posted on 08:37 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

IV ESTADIO DEL VÍA CRUCIS, “JESÚS ENCUENTRA A SU AFLIGIDA MADRE”


El vía crucis representa el itinerario de Cristo desde el pretorio hasta la sepultura. Este episodio en particular no es descrito por los evangelistas, sin embargo está tomado de otras fuentes extraevangélicas arraigándose en el espíritu popular.
“Dio principio a esta devoción la Virgen Santísima; pues según fue revelado a santa Brígida, no tenía mayor consuelo que el recorrer los pasos de aquel sagrado camino, regado con la sangre de su preciosísimo Hijo. (…) Varios Sumos Pontífices, en particular Clemente XII, Benedicto XIII y XIV, Pío VI y León XII, concedieron que visitando las catorce cruces benditas con especial facultad del Sumo Pontífice, y autorización del Prelado diocesano, ganasen los fieles las mismas indulgencias concedidas a los lugares santos de Jerusalén”(Mach, 1872, p. 808).
De esto último se desprende que antes del siglo XII no existía un programa iconográfico tal como el Vía crucis, a partir de ésta fecha las iglesias de Europa empezaron a lucir retablos con la representación de la Vía Dolorosa, con estaciones individuales o en trípticos ubicados en capillas.
Este estadio presenta a Cristo encontrando en el camino del calvario a su madre que, afligida, cae al suelo. Esta actitud de la virgen es símbolo del dolor de María que servirá de motivo para variadas representaciones, como la Dolorosa, el Corazón de María, etc. Cristo, las más de las veces, va vestido con la túnica morada de nazareno y encuentra a su madre, quien está ataviada con la acostumbrada túnica rosada y manto azul.
Posted on 08:35 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

LA MALDICIÓN DE PIERRE MENARD



Enero, 1979; París comenzaba en la rue de L’Odeon para adquirir, más que nunca, emboque de agudeza y reflexión, de máxima y aforismo, de postura. Nada impide imaginar que Ben Ami Fihman, acompañado del fotógrafo Jesse Fernández, terminó de abandonar las escaleras que lo habían conducido al apartamento del pensador rumano Emil Michel Cioran con la sentencia: un fracasado es “un hombre que no tiene quizás todos los dones, pero sí muchos y no los explota”. 1980; una madrugada propicia a las confidencias, el joven escritor argentino Emilio Renzi escucha de labios de Tardewski, polaco escéptico, mientras caminan por las calles de Concordia, Provincia de Entre Ríos, Argentina, que un fracasado “es un hombre que no tiene quizás todos los dones, pero sí muchos (...) y no los explota”.

Así iniciaba La maldición de Pierre Menard, vindicación del plagio publicada en el diario La Portada el seis de junio de 1982, escrita por Z. Poster con la colaboración de Marcelo Silva. Se dice que el artículo sobrellevó al despido de Z. Poster de ese mismo diario, donde había desarrollado su carrera como caricaturista, dos meses después de su publicación.
-Es la virtud del plagio –declaraba Z. Poster ante la mirada incrédula de críticos vituperantes.
-¿Acaso el Quijote no es presentado al lector como una traducción? –preguntaba Z. Poster mientras daba otros ejemplos de versiones creativas. Dante, Shakespeare, Oscar Wilde, Graham Greene, Luciano Michelleti.
-Sobre la idea está la forma –decía Z. Poster, predicando en el desierto.
Vuelvo a su nombre. Z. Poster. Tal la forma con la que se identificaba al pie de todas sus caricaturas. Z. por la necesidad de abreviar el imposible nombre que sus padres le depararon al nacer; Poster por el apodo adquirido gracias a esa particular costumbre de hablar como si estuviera leyendo el mensaje de un cartel publicitario.
¿Los hechos? Despedido del diario La Portada, Z. Poster veía el cielo de Caracas caerse a chorros, como siempre que llovía, mientras el ruido de las sirenas alcanzaba la plaza Francia. La lluvia permanecía con esa fuerza unificadora capaz de contener, quizá transmitir, el conjunto de factores y de símbolos que conformaba la vida. Y con la vida, La Portada, la mesa de trabajo, la comunidad. Ya todo pertenecía a la nostalgia. Z. Poster evocó entonces una partícula, una sílaba, dos letras.
-Yo –dijo. No el pronombre por el pronombre mismo; sí el recurso del que disponía para hacer referencia a su propia humanidad, para designarla y reflexionar sobre ella.
-Yo –repitió y se mantuvo de pie frente a la que siempre le había parecido la única dueña de la certeza de un destino, como sólo pueden serlo aquellos que no piensan en sí mismos ni en los demás, aquellos que están muertos. Y ahora, justamente ahora, sentía a la inmensa escultura enajenada de orgullo. Ese monstruo erecto de textura homogénea aprovechaba la lluvia que calmaba para lanzarle una maldición describible como una lenta metamorfosis nacida en la materia añeja de una serie: señales sutiles, desintegración, languidez y, por fin, cambio. El cambio. Más que un proceso despiadado era una cadena aparentemente irreversible ante la cual lo único que podía hacer era acelerarla.
-Yo –repitió y con ello solicitaba una vindicación.
Decidido a desarrollar de nuevo en una tira cómica las premisas de su anterior éxito, se dio a afrontar la necesidad de encontrar un personaje. Un ser, se dijo, con la doble personalidad que caracteriza a héroes tradicionales, pues esta es la dificultad vital. Ya en una secuencia de Marco y Canela, Marco está realizando un examen en la universidad y decide cambiar papeles con su yo imaginario. Marco, que como lector no tiene reparo en aceptar las convenciones del género de historietas (nunca le pareció absurdo que alguien no reconociera en el periodista Clark Kent al superhéroe de la capa roja), se ve sorprendido cuando el profesor lo identifica por su nombre y no por el de su alter ego. La reflexión de Z. Poster es clara: la ocultación de la verdadera identidad de un personaje en el cómic resulta igual que en el teatro, donde la máscara preserva el secreto y la independencia de los niveles de identificación a pesar de que la voz delate y de que el disfraz sea obvio.
Con la modalidad del relato que interrumpe el desarrollo cronológico y lineal de los eventos para retroceder a sucesos ocurridos en un tiempo anterior, con ayuda de la retrospección, Z. Poster insertó en los esbozos de esa caricatura (sin nombre) que se había empeñado conseguir, alterando detalles no sustanciales y propiciando que A se las refiera a B, dos experiencias que Cioran le relató a Fihman, igual que Tardewski a Emilio Renzi. (La experiencia, aquí, no deviene de lo imaginario ni de los intersticios de la realidad. Aparece con la lectura para mantenerse como sólo los rumores logran hacerlo: con la repetición, de texto en texto. Ya Foucault insistió en que es menos propicio al acto de soñar el cerrar los ojos que el leer.)
Son de explicar. La primera es aquella del saboteador de ímpetus ajenos que gusta de escamotear cierta sensación de belleza suscitada por una mujer, al hacer que ésta sea blanco de la irrupción, en el caso de Cioran, de un barro infame detrás de la oreja, y, en los casos de Tardewski y A, de una verruga, que por ser verruga no resulta menos inicua. Dice Cioran a Fihman:


Un día estábamos juntos y nos presentan a una mujer que me entusiasma, que me gusta muchísimo. Al observar esto me dice: ¡Ah pero no ha mirado usted su oreja derecha? Le respondo: Está usted loco, no me interesa. –Pero ande fíjese. Mire. Al final me las arreglo para ver lo que tenía detrás de la oreja. Tenía un barro infame, en fin, un barro. Todo se derrumbó. El tipo era el demonio. Su función era sabotear los ímpetus de los demás. Era un gran conocedor de hombres.

Dice Tardewski a Renzi:


Una noche, me dice Tardewski, estábamos juntos y nos presentan a una mujer que me entusiasma, que me gusta muchísimo. Al observar esto me dice: Ah, ¿cómo?, ¿es que no le ha mirado usted la oreja derecha? ¿La oreja derecha? Le contesto: Está usted loco, no me interesa. Pero vamos, fíjese, me dijo,(...). Fíjese. Mire. Al final me las arreglo para ver lo que tenía detrás de la oreja. Tenía una verruga infame, en fin, una verruga. Todo se derrumbó. Una verruga. ¿Se da cuenta? El tipo era el demonio. Su función era sabotear el ímpetu de los demás. Era un gran conocedor de los hombres.

Para lograr las palabras justas, Z. Poster toma la primera oración de Cioran, la siguiente de Tardewski, la tercera de Cioran, así continuamente, propiciando que A le diga a B:


Un día estábamos juntos y nos presentan a una mujer que me entusiasma, que me gusta muchísimo. Al observar esto me dice: Ah, ¿cómo?, ¿es que no le ha mirado usted la oreja derecha? Le respondo: Está usted loco, no me interesa. Pero vamos, fíjese, me dijo. Al final me las arreglo para ver lo que tenía detrás de la oreja. Tenía una verruga infame, en fin, una verruga. Todo se derrumbó. El tipo era el demonio. Su función era sabotear los ímpetus de los demás. Era un gran conocedor de los hombres.

Otra experiencia es la de la mujer increíblemente fea que escribe cartas a Cioran, a Marconi, un conocido de Tardewski, y a C, un conocido de A. Según lo que recoge Fihman de Cioran, Tardewski de Marconi y A de C, sabemos: como intelectuales atraen a los muy jóvenes, a los ancianos y a las mujeres. En determinado momento de sus vidas recibieron consecuentes cartas de una mujer. Eran textos “delirantes” para Cioran, “excepcionales” para Marconi y “extraordinarios” para C. Un día de tantos, los tres intelectuales –respectivamente bajo el influjo de la música húngara, Beethoven y Pink Floyd- deciden verla. Sus razones son válidas en cuanto a reflejos análogos de una misma miseria: la necesidad de reconocimiento. Dice Cioran a Fihman:


Me visto, me pongo una corbata. Estaba en tal estado que necesitaba a alguien que me dijera: usted es el más grande, el mejor. Momentos de debilidad, en todo el sentido de la palabra.

Dice Marconi a Tardewski:


Me cambio de ropa, me pongo un traje, una corbata, (...). Estaba en un estado de ánimo tan particular que necesitaba que esa mujer y ninguna otra me dijera: Usted es el más grande, es el mejor, no hay otro poeta como usted. Momentos de debilidad que uno tiene...

Dice C a A:


Me visto, me pongo una corbata. Estaba en un estado de ánimo tan particular que necesitaba que esa mujer y ninguna otra me dijera: Usted es el más grande, es el mejor, no hay otro poeta como usted. Momentos de debilidad, en todo el sentido de la palabra.

Las tres referencias emplean idéntica sintaxis para anunciar el encuentro: “Abro y al abrir...”. A partir de aquí el monstruo femenino que eleva su inteligencia a despecho de la fealdad se hace tres. La mujer que conversó con Cioran le contó su vida a éste. Ahí culmina el episodio. Marconi y C, en contraste, conversan con la mujer, de la que sobresale su vida, su inclinación a la literatura. En ambos casos la historia prosigue más allá del referente, pues participa de principio, nudo y fin. Tal la labor: ejecutar la historia, no la anécdota o la sola idea, que no tiene desenlace.
Este no es el caso.
Posted on 08:24 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

LA MANO DE DIOS


Posted on 09:33 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

ESCÁNER GLOBAL


Comunicación e información no son lo mismo. La información refiere a la transmisión de datos de un emisor a un receptor; la comunicación, en cambio, presupone un proceso más complejo, relacionado con el intercambio de ideas y conocimientos.
Innegable: saber comunicarse constituye una de las claves para tener éxito, sea para vender productos o servicios, dirigirnos a los clientes, interpretar lo que alguien nos quiere decir. Si se desean alcanzar con éxito ciertos objetivos empresariales, se torna fundamental entender que la comunicación pone en nuestra mano todas las herramientas necesarias para llegar a nuestros clientes, a nuestros colaboradores o al mercado en general de una forma satisfactoria. Tenemos que tener en cuenta que todo lo que somos y hacemos forma parte de ese proceso ya que la comunicación no sólo se compone de palabras, sino de actitudes, gestos, imágenes. De este modo podemos afirmar que también nos comunicamos, por ejemplo, con nuestra forma de vestir, nuestro saber estar en el trabajo, incluso, cuando atendemos a los clientes.
En cualquier caso, debemos recordar que más allá de las múltiples posibilidades que la comunicación introduce en el ámbito laboral y personal, es probable que su mayor aporte sea transmitir conocimiento, permitirnos conocer la opinión y la verdad del otro, la realidad de nuestra empresa, así como de todo lo que nos rodea. Sólo de este modo podremos enriquecer y mejorar nuestras relaciones, no sólo empresariales, sino humanas.
Es allí donde operan los beneficios de la “retroalimentación”, es decir, conocer lo que comunicamos. Es así que el monitoreo de medios de prensa implica un beneficio empresarial, una puesta al éxito, una condición para llevar siempre un paso adelante respecto a las necesidades de los clientes, de la competencia y de nosotros mismos.
Las empresas deben conocer el mensaje que se quiere emitir. Luego de hacerlo, sólo queda el rastreo informativo, es decir: el monitoreo de medios, para entender si el mensaje que se emite se sabe emitir, si realmente se emite, si se oye, si realmente se escucha, si realmente se comprende, si realmente se acepta, si se retiene, si realmente se pone en práctica.
Es entender si lo que estás contando lo estás contando bien. Es percibir si la imagen que estás proyectando es la más idónea. Y esto debe de conocerse día a día. 7/7 es la clave. De lunes a domingo, los 365 días del año, las empresas deben de estar al tanto de su potencial de difusión en los medios.
Lógicamente, un consultor empresarial que monitoree medios de prensa está obligado a encontrar una manera eficaz y oportuna de llevar tal conocimiento a las empresas que contratan sus servicios de rastreo. Ellas quieren estar al día de los aspectos más relevantes para afianzar su posicionamiento y dotarse de una imagen pública positiva. Este medio eficaz y oportuno no es otro que la Internet, la red de redes. El correo electrónico es esencial.
Piénsese: para imprimir 500.000 boletines son necesarias tres toneladas de papel. Utilizar el correo electrónico no sólo permite un ahorro considerable de tiempo, también de dinero.
Toda empresa u organización puede recurrir a un servicio de monitoreo de medios de prensa para conocer asuntos relevantes: el lanzamiento de nuevos productos o servicios, la apertura de establecimientos o nuevas delegaciones, la difusión de acontecimientos venideros, la promoción de websites, la comunicación de hechos como la obtención de galardones, descubrimientos, patentes y/o licencias, la realización de campañas de interés para el público y que le brinden una excelente imagen institucional, así como entender la viabilidad de estrategias relacionadas con el marketing y el posicionamiento, además, claro, de trabajar en pro de la fidelidad de los clientes.
El mercado está cambiando, la diferenciación entre productos es cada vez mas estrecha y exige audacia e innovación para hacer valer diferencias en el servicio. Para tener un gran peso estratégico en la empresa, El monitoreador de medios de prensa debe: 1) demostrar que su trabajo y las decisiones tomadas sobre dicho trabajo repercuten directamente en la cuenta de resultados del negocio, 2) establecer una red de sólidas relaciones basadas en la confianza, 3) garantizar plenamente la continuidad y confidencialidad del manejo de la información, así como su inmunidad a posibles ataques del exterior.
“Escáner Global” es el nombre que le he dado a todo este proceso.
Posted on 09:32 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

POSESO


No soy un héroe
Pero voy hacia ti
Como a una batalla

He perdido antes
La derrota me pesa
Y me alimenta

Esta vez he de vencer
Morirás
Es el amor lo que me lleva
A destruirte

He de abrirte en canal
Aún viva



Abrirte en canal
Comerme tus entrañas

En venganza.
Posted on 09:28 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

LIMITACIONES DEL HOMBRE


Posted on 10:10 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

FUMAR ES MALO

Posted on 10:08 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

EL EXPERIMENTO ZIMBARDO

El experimento de la Prisión de Stanford en Estados Unidos constituyó un hito en el estudio psicológico de la respuesta humana al cautiverio. Fue conducido en 1971 por un grupo de investigadores dirigidos por Philip Zimbardo, de la Universidad de Stanford. Participantes voluntarios asumieron los roles de guardias y prisioneros, y vivieron en una prisión simulada.
El estudio estuvo patrocinado por la Marina de los Estados Unidos. Los participantes fueron reclutados por medio de un anuncio en un periódico en el que se les ofreció la suma de quince dólares diarios por habitar, durantes un periodo de dos semanas, una “prisión simulada”. Setenta personas respondieron al llamado. Eran, predominantemente, hombres blancos de clase media; todos eran estudiantes universitarios. Zimbardo y su equipo seleccionaron a los veinticuatro más saludables tanto física como psicológicamente.
El grupo de veinticuatro hombres fue dividido a la mitad por medio de un sorteo al azar. De esta manera se formaron dos grupos integrados por los “prisioneros” y los “guardias”. Los prisioneros declararon mas tarde el haber creído que los guardias fueron escogidos por su mayor tamaño físico, pero en realidad fueron escogidos por medio del simple vuelo de una moneda y no existía ninguna diferencia objetiva de estatura entre los dos grupos.
La “prisión” fue instalada en el sótano del Departamento de Psicología de Stanford. Un asistente del experimento fue designado como “alcalde” y Zimbardo asumió el rol de “superintendente”. A los guardias se les dio macanas de cartón y un uniforme de estilo militar, que habían escogido ellos mismos en una tienda local de suplementos militares. También se les dieron lentes de sol con el objetivo de prevenir el contacto visual. A diferencia de los prisioneros, los guardias tenían que trabajar en turnos y regresar a casa durante los relevos. A pesar de esto, muchos se quedarían mas tarde para prestar ayuda, aún sin paga adicional.
Los prisioneros fueron vestidos con batas de muselina (sin ropa interior) y sandalias de hule. Fueron asignados por medio de un número en vez de por un nombre. Estos números fueron grabados en sus uniformes; también fueron obligados a usar medias femeninas de nylon en la cabeza para simular estar rapados al estilo del entrenamiento básico militar. Adicionalmente usaron una pequeña cadena alrededor de sus tobillos como un recordatorio constante de su encarcelamiento y opresión.
El día anterior a que comenzara el experimento, los guardias acudieron a una breve junta de orientación, pero no se les proporcionó una pauta formal de comportamiento, excepto la indicación de no usar la violencia física. Se les dijo que era su responsabilidad la conducción de la prisión y que podían realizarla de la forma en que quisieran.
A los participantes que fueron seleccionados para asumir el rol de prisioneros se les dijo simplemente que esperaran en sus casas a recibir el llamado el día en que el experimento comenzara. Sin ninguna otra advertencia, se les “levantaron cargos” por robo a mano armada y fueron arrestados por la auténtica policía de Palo Alto, que cooperó en esta parte del experimento.
Los prisioneros fueron sometidos a un interrogatorio completo de la policía, incluyendo la toma de sus huellas digitales y su fichaje fotográfico, así como la lectura de sus derechos. Después de eso se les transportó a la “prisión”, donde fueron desnudados para una revisión. También proporcionaron sus nuevas identidades: números en vez de nombres. Durante todo el trayecto a la “prisión”, los prisioneros permanecieron con los ojos vendados.
Rápidamente el experimento se salió de control. Lo prisioneros sufrieron,y aceptaron, un trato sádico y humillante de manos de los guardias, mostrando, ya al final, severos disturbios emocionales.
El día dos se desató un motín. Los guardias se quedaron, voluntariamente, horas extra y trabajaron juntos para reprimir la revuelta. Los guardias intentaron dividir a los prisioneros y ponerlos unos en contra de otros; colocaron una celda destinada a los “buenos” y otra a los “malos” con el propósito de hacerles creer que existían “informantes” entre sus filas. A partir de ese punto no hubo otra rebelión a gran escala.
Los “conteos” de prisioneros, inicialmente implementados para ayudarlos a familiarizarse con sus números de identidad, degeneraron en experiencias traumáticas de horas de duración. Las condiciones higiénicas de la “prisión” muy pronto la convirtieron en un lugar inhabitable. El derecho a usar los sanitarios se convirtió en un privilegio que podía ser negado. Algunos prisioneros fueron obligados a limpiar los excusados usando nada más que sus propias manos. Los colchones fueron removidos de la celda destinada a los “malos”; los prisioneros ubicados allí fueron obligados a dormir sobre el piso de concreto sin ropa alguna. La comida fue también frecuentemente negada como un método de castigo. A la desnudez forzada se unieron los actos homosexuales de humillación.
Mientras el experimento avanzaba, varios de los guardias fueron mostrando un comportamiento cada vez más sádico, particularmente por la noche, cuando creían que las cámaras estaban apagadas. Los prisioneros por su parte, comenzaron a mostrar severos desordenes emocionales. Fueron comunes entre los prisioneros el llanto incontrolable y el pensamiento desorganizado. Dos de los prisioneros sufrieron de traumas tan severos que fueron removidos rápidamente del experimento y reemplazados por nuevos participantes.
Uno de los prisioneros reemplazados estaba horrorizado por el trato de los guardias y decidió comenzar una huelga de hambre en calidad de protesta. Como resultado fue confinado en una celda de aislamiento por tres horas, siendo obligado a sostener la comida que se había negado a comer. Los demás prisioneros lo veían como un alborotador. Para explotar este sentimiento, los guardias ofrecieron a los prisioneros dos opciones: los prisioneros podían ceder sus cobertores y liberar al prisionero o dejarlo en la celda de confinamiento. Todos los prisioneros escogieron la primera.
Zimbardo decidió terminar anticipadamente su experimento, cuando Christina Maslach, una estudiante graduada que había sido contratada por el staff conductor del experimento para realizar entrevistas, se quejó de las inhumanas condiciones de la “prisión”. Se ha señalado que de de las cincuenta personas ajenas al experimento que tuvieron acceso a la “prisión”, ella fue la única que cuestionó la moralidad del mismo.
Posted on 10:04 by Musa Ammar Majad and filed under , , , | 0 Comments »

CARTELES DE LA GUERRA

















Sin comentarios...
Posted on 11:53 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

HISTORIA DE UN DETENIDO EN GUANTÁNAMO


Según un informe revelado el 14 de junio de 2005, Mohammed C., ciudadano de Chad, nacido en Arabia Saudta, llevaba bajo custodia estadounidense indefinida, sin cargos ni juicio, tres años y medio, la mayoría en la base naval estadounidense de la bahía de Guantánamo, en Cuba. Se cree que tenía catorce años cuando fue detenido en octubre de 2001 en Pakistán, y acababa de cumplir los quince cuando fue entregado a las autoridades estadounidenses. Fue llevado a Afganistán antes de ser trasladado a Guantánamo en enero de 2002.
Se cree que Mohammed fue detenido en Karachi hacia octubre de 2001. Fue trasladado a una prisión en la que, al parecer, lo colgaron por las muñecas, desnudo salvo por la ropa interior. Ha declarado que lo mantuvieron en esa postura entre diez y dieciséis horas al día. Si se movía, lo golpeaban. Esto continuó durante tres semanas. Durante todo ese tiempo estuvo con los ojos vendados, excepto una vez al día, que duraba entre tres y cinco minutos, destinado para comer. Lo llevaron a Peshawar durante diez días y luego fue transferido a la custodia estadounidense a finales de noviembre de 2001. Bajo la custodia de Estados Unidos, según ha manifestado, lo vistieron con un mono azul, lo encapucharon, lo encadenaron, lo golpearon, lo amenazaron de muerte y lo metieron en un helicóptero. Fue entonces cuando, por primera vez en su vida, escuchó la palabra "nigger": término despectivo para referirse a los afroamericanos. “Nigger”: así lo llamaban repetidamente los soldados estadounidenses. Lo llevaron por vía aérea a la base estadounidense de Kandahar; fue agredido físicamente a su llegada y mantenido desnudo durante la primera semana. Ha declarado que lo golpearon, lo empaparon con agua helada y, en una ocasión, un guardia le agarró el pene y amenazó con cortárselo con unas tijeras que blandía. A principios de enero de 2002 fue trasladado a la bahía de Guantánamo. Durante el vuelo estuvo sedado, encadenado, encapuchado y amordazado. A su llegada a la base, lo golpearon, lo interrogaron, lo colgaron por las muñecas durante periodos de hasta ocho horas, le impidieron dormir, lo sometieron a luces estroboscópicas y a un frío extremo provocado por los aparatos de aire acondicionado y le dirigieron insultos racistas.
En mayo de 2004, Mohammed fue trasladado al Campo V, un bloque penitenciario recién inaugurado para unos ochenta detenidos que, al parecer, sigue el modelo de las prisiones de máxima seguridad del territorio continental estadounidense, cuyas condiciones, no está demás decirlo, ha condenado el Comité de la ONU Contra la Tortura por considerarlas excesivamente duras.
Mohammed permanece hasta las veinticuatro horas del día recluido en régimen de aislamiento en una celda de cemento de aproximadamente cuatro metros por dos. Se supone que sale de ella tres veces a la semana durante una hora, para darse una ducha y hacer ejercicio, pero lo cierto es que esto normalmente tiene lugar una vez a la semana. Las luces están encendidas las veinticuatro horas; lo cual, al tiempo, lastima los ojos. Hay grandes ventiladores que hacen un ruido constante, por lo que es imposible comunicarse de una celda a otra. Curiosas, por “inocentes”, algunas acciones recomendadas para liberar a Mohammed C. y otros como él detenidos en Guantánamo; entre ellas dirigir cartas de liberación y de buena voluntad a los siguientes destinatarios:

President George W. Bush, The White House, 1600 Pennsylvania Avenue NW, Washington, DC 20500, EE. UU. Correo electrónico: president@whitehouse.gov. Fax: +1 202 456 2461.

Donald Rumsfeld, Secretary of Defense, The Pentagon, Washington DC 20301, EE. UU. Fax: + 1 703 697 8339.

Matthew Waxman, Deputy Assistant Secretary of Defense for Detainee Affairs2500 Defense Pentagon 5E420, Washington, DC 2031, EE. UU. Fax: +1 703 697 6166.
Posted on 11:49 by Musa Ammar Majad and filed under , , , | 0 Comments »

PUBLICIDAD EN CONTRA


Posted on 12:42 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

FIDELIDAD


Fiel a la realidad aparece, en un afiche en pro de acciones favorables a la causa palestina, este RETRATO.
Posted on 12:29 by Musa Ammar Majad and filed under | 0 Comments »

ESTADOS UNIDOS Y LOS EXPERIMENTOS HUMANOS DE RADIACIÓN

Durante la Guerra Fría, Con el pretexto de preparar a los Estados Unidos para un posible ataque nuclear soviético, miles de ciudadanos estadounidenses se convirtieron en las víctimas de mas de cuatro mil experimentos conducidos por la Comisión de Energía Atómica y otras agencias gubernamentales.
Millones de personas fueron expuestas a la lluvia radioactiva resultante de la detonación de más de doscientas armas nucleares atmosféricas y subterráneas, así como a cientos de liberaciones secretas de radiación al medio ambiente. Más de doscientos mil veteranos que trabajaron en el sitio de las detonaciones nucleares de Nevada durante la década de 1950 y 1960 fueron especialmente vulnerables a la lluvia radioactiva. También fueron afectados miles de residentes que vivían en pequeños poblados de Nevada, Utah, Colorado y Nuevo México.
Uno de los documentos desclasificados del Departamento de Energía de los Estados Unidos que datan de la década de 1950, describe a la población de los alrededores del sitio de pruebas atómicas de Nevada como un “segmento de bajo uso de la población”. Un documento de la Comisión de Energía Atómica, fechado el 17 de Abril de 1947, revela que los médicos estaban concientes de los riesgos a la salud humana derivados de la exposición radiactiva, pero simplemente los ignoraron. Bajo el título de “Experimentos Médicos en Humanos”, el memorando menciona: “Ningún documento que se refiera a experimentación en humanos debe ser liberado debido a que esto puede acarrear un efecto adverso en la opinión pública o resultar en procesos legales. Los documentos que cubran ese campo de trabajo deben ser clasificados como ‘secretos’.”
Algunos residentes testificaron que los oficiales del Servicio Público de Salud les dijeron que su “neurosis” sobre la lluvia radiactiva sería la única cosa que les provocaría cáncer. Algunas mujeres con enfermedad severa debida a la radiación, pérdida de cabello y quemaduras cutáneas graves, fueron diagnosticadas en los hospitales como “neuróticas”. A otras mujeres gravemente enfermas se les diagnosticó “Síndrome del Ama de casa”. El Departamento de Energía Atómica tenía la costumbre de esperar a que el viento soplara en dirección a Utah (En vez de hacerlo en dirección a Los Angeles, California o a Las Vegas, Nevada) para probar sus armas nucleares.
Sólo recientemente, con la desclasificación de documentos secretos, se han comenzado a revelar detalles acerca de los inhumanos estudios de radiación que fueron realizados durante los años de la Guerra Fría, entre 1944 y 1974. La historia comenzó a salir a la luz cuando en 1993 fueron identificados los nombres de dieciocho ciudadanos americanos que secretamente recibieron inyecciones intravenosas de cinco microgramos de plutonio, uno de los ingredientes claves en la fabricación de armas atómicas así como una de las sustancias más tóxicas conocidas. Las víctimas recibieron la administración mientras se encontraban hospitalizados en el Hospital Oak Ridge en Tennessee, la Universidad Rochester en Nueva York, la Universidad de Chicago y la Universidad de California en San Francisco. En el reporte final del Comité Asesor del ex presidente Clinton acerca de los experimentos humanos de radiación, pueden leerse pasajes como el siguiente: “Entre Abril y Diciembre de 1945, tres pacientes terminales enfermos de Cáncer, cuyos nombres clave son CHI-1, 2 y 3 recibieron inyecciones de plutonio. Al menos dos, y posiblemente los tres fueron inyectados en el Hospital Billings de la Universidad de Chicago. Las dosis administradas a los sujetos CHI-2 y CHI-3 fueron las más altas dosis administradas a cualquiera de los 18 sujetos –aproximadamente 95 microgramos. De cualquier forma, la cantidad de material inyectado estaba aún por debajo de aquella de la cual se esperaría la aparición de efectos agudos. De cualquier forma, los tres pacientes estaban gravemente enfermos y por lo menos dos de ellos murieron en los diez meses posteriores a la inyección.”
Algunos de los experimentos clasificados que el Gobierno estadounidense realizó durante la Guerra Fría incluyen la exposición de más de cien personas de Alaska a yodo radiactivo, durante la década de 1960; la administración de hierro y calcio radiactivo en las raciones de comida de cuarenta y nueve adolescentes con retraso mental, hospitalizados en instituciones gubernamentales, desde 1946 a 1954, informándoles a los padres que sus hijos recibirían una dieta especial “fortalecida”; la exposición de aproximadamente ochocientas mujeres embarazadas a fines de la década de 1940 a hierro radiactivo, con el objetivo de determinar la rapidez con la que la sustancia cruzaba la barrera placentaria, así como los efectos de la radiación en el feto, siempre diciéndoles a las mujeres que lo que se les estaba administrando eran suplementos vitamínicos; la inyección intravenosa de yodo radiactivo en siete recién nacidos, de los cuales seis eran afroamericanos; la exposición de los testículos de más de cien prisioneros a dosis de radiación causantes de cáncer; la exposición de mas de doscientos pacientes con cáncer a altos niveles de radiación derivados del cesio y el cobalto; la administración de material radiactivo a pacientes psiquiátricos de San Francisco y prisioneros de la prisión de San Quentin; la administración masiva de radiación en pacientes con cáncer hospitalizados en el Hospital General de Cincinnati, Baylor Collage de Houston, Memorial Sloan-Kettering en Nueva York y el Hospital Naval Militar en Bethesda, durante las décadas de 1950 y 1960; la exposición de ventinueve pacientes, algunos con artritis reumatoide, a la total irradiación del cuerpo (Con dosis de cien a trescientos rads) para obtener información diversa de uso militar, con el “auspicio” de la Universidad del Hospital de California en San Francisco.
En 1995 el Departamento de Energía estadounidense admitió que la Comisión de Energía Atómica condujo más de cuatrocientos treinta experimentos de radiación desde 1944 a 1974.
También, a inicios de la Guerra Fría, investigadores de los Estados Unidos, Reino Unido y Australia intentaron determinar la cantidad de lluvia radiactiva necesaria para hacer al planeta inhabitable. Ellos consideraron que las pruebas nucleares atmosféricas habían proporcionado la oportunidad de investigar al respecto. Dichas pruebas habían dispersado contaminación radiactiva a través del planeta entero; el examen de restos humanos podría revelar que tan fácilmente se había absorbido esta contaminación y, en consecuencia, qué tanto daño había causado. De particular interés resultaba la presencia de estroncio-90 en los huesos. El objetivo primario de la investigación fueron niños, ya que se pensaba que ellos habían tenido una mayor oportunidad de absorber los nuevos contaminantes. Como resultado de esta conclusión, los investigadores iniciaron un programa para recolectar restos humanos alrededor del mundo, con un particular énfasis en restos de infantes. Los huesos fueron cremados y las cenizas analizadas en busca de radioisótopos. Este proyecto se mantuvo en secreto, principalmente porque habría resultado un desastre en la opinión pública; como resultado, los padres no fueron informados de lo que se estaba haciendo con los restos de sus familiares. Estas actividades se conocieron en su conjunto como Proyecto “Sunshine”.
En Enero de 1994, el ex presidente Clinton le encomendó a un Comité Asesor la tarea de investigar las acusaciones alrededor de los experimentos de radiación. En su reporte final, cuyo texto íntegro puede consultarse en http://www.eh.doe.gov/ohre/roadmap/achre/report.html, presentado el 3 de Octubre de 1995, el Comité concluyó que a inicios de la década de 1960 era común que los médicos condujeran experimentos e investigaciones sin solicitar el consentimiento de los pacientes.
Posted on 12:22 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

CASA DEL HORROR


Posted on 10:01 by Musa Ammar Majad and filed under , , | 0 Comments »

FEDERICO II HOHENSTAUFEN


El emperador germano Federico II Hohenstaufen (1194-1250), rey de Sicilia y Nápoles, hablaba seis idiomas, entre ellos el árabe, y había estudiado el Corán así como numerosos tratados de sabios musulmanes. Por sus simpatías hacia el Islam fue excomulgado tres veces (1227, 1239 y 1245) por los pontífices Gregorio IX e Inocencio IV bajo los cargos de «islamófilo y arabizante». En mil doscientos veinticuatro fundó la Universidad de Nápoles. Hizo traducir a Averroes y consultaba a los sabios musulmanes de Oriente y Occidente. Era tan aficionado a las matemáticas que persuadió al sultán de Egipto Malik al-Kamil (m. 1238), sobrino de Saladino, con quien mantuvo una particular amistad a partir de la VI cruzada, a que le enviara al famoso matemático al-Hanifí.
Posted on 09:58 by Musa Ammar Majad and filed under , | 0 Comments »

EL EXPERIMENTO TUSKEGEE


El 16 de mayo de 1997 el entonces presidente de los Estados Unidos, Bill Clinton, pedía disculpas a los ocho sobrevivientes del Experimento Tuskegee: “El gobierno de los Estados Unidos hizo algo incorrecto –profunda y moralmente incorrecto. Fue una atrocidad hacia nuestro compromiso con la integridad y la igualdad para todos nuestros ciudadanos… claramente racista.” El Estudio de la Sífilis de Tuskegee (1932-1972), también conocido como el estudio de la Sífilis del Servicio de Salud Pública, fue un estudio clínico conducido alrededor de Tuskegee, Alabama, en donde trescientos noventa y nueve afroamericanos (de ahí lo de “claramente racista”), más doscientas personas de un grupo control sin sífilis, pobres y casi analfabetos, participaron en un estudio dirigido a la descripción de la historia natural de la sífilis. Estudio que fue conducido sin el debido respeto a los sujetos de experimentación, quienes no dieron su consentimiento y no fueron informados de su diagnóstico. Se les dijo que tenían “mala sangre” y que se les invitaba a recibir tratamiento gratuito en una clínica. También se les ofreció una comida caliente por día y cincuenta dólares en caso de muerte para solventar los gastos de su funeral.
Ya en 1947 la penicilina se había convertido en el tratamiento estándar para la sífilis. Antes de su descubrimiento, la sífilis frecuentemente conducía al desarrollo de una enfermedad multisistémica, crónica, dolorosa y fatal. En lugar de tratar a los sujetos sifilíticos con penicilina y cancelar el estudio, los científicos de Tuskegee se negaron a usar penicilina o a proporcionar información sobre la misma, con el objetivo de continuar el estudio acerca de cómo la enfermedad progresa y mata al paciente. Los participantes también fueron persuadidos de entrar a otros programas de tratamiento que estaban disponibles para otras personas en el área. El estudio continúo hasta 1972, cuando una filtración a la prensa, y no, como debería de suponerse, alguna consideración ética o moral, condujo a su cancelación.
El estudio Tuskegee es frecuentemente citado como uno de los más grandes incumplimientos de ética y confianza entre el médico y sus pacientes. Además de que condujo a la elaboración del reporte Belmont y al establecimiento del Consejo Nacional para la Investigación Humana y los consejos Institucionales de Revisión de Protocolos de Investigación.
El grupo de estudio fue formado como parte de la sección para enfermedades venéreas del servicio de salud publica de los Estados Unidos (PHS). El inicio del estudio Tuskegee se le atribuye comúnmente a Taliaferro Clark . Su propósito inicial era seguir el proceso natural de la sífilis sin tratamiento alguno, en un grupo de hombres afroamericanos, por 6 a 8 meses, para después continuar el seguimiento en una fase bajo tratamiento. Mas tarde, Clark accedió a la implementación de prácticas engañosas sugeridas por otros miembros del estudio. Clark se retiro del estudio un año después de haber comenzado.
En 1932 Raymond H. Vonderlehr era el director del experimento de Tuskegee. Personalmente realizó varios de los primeros exámenes físicos y procedimientos médicos. Vonderlehr desarrolló las políticas que moldearon la siguiente fase del proyecto. Fue él quien decidió obtener el “consentimiento” de los sujetos para la realización de punciones lumbares, en busca de signos de neurosífilis, promocionando las pruebas diagnósticas como un “tratamiento gratuito especial”. Vonderlehr se retiro como director de la Sección de Enfermedades Venéreas en 1943.
John R. Heller fue asistente de Vonderlehr y lo sustituyó como Director de la Sección de Enfermedades Venéreas del PHS. La dirección del experimento por Heller coincidió con la introducción de la penicilina en otras clínicas de la PHS como tratamiento de rutina para la sífilis, así como con la formulación del Código de Nuremberg, con el cual se buscaba proteger los derechos de los sujetos de investigación. El estudio fue expuesto a la opinión pública en 1972; Heller defendió los principios éticos del experimento hasta el final.
Para el final del estudio, sólo setenta y cuatro de los sujetos de experimentación continuaban con vida. Veintiocho de los hombres habían muerto directamente a causa de la sífilis; cien murieron por complicaciones derivadas de ella; cuarenta esposas de los sujetos de experimentación fueron infectadas; diecinueve niños nacieron aquejados de sífilis congénita.
Posted on 09:55 by Musa Ammar Majad and filed under , , , | 2 Comments »